24 Jun, 2017 | 23:32
Escudo

FEDECOR recibirá reconocimiento del Senado en su 19 aniversario

Prensa Senado
FEDECOR recibirá reconocimiento del Senado en su 19 aniversario
FEDECOR recibirá reconocimiento del Senado en su 19 aniversario

El plano de la Cámara de Senadores aprobó el jueves una Declaración Camaral de reconocimiento a la Federación Departamental Cochabambina de Organizaciones Regantes (FEDECOR), en sus 19 años de fundación y por su valerosa institución que defendió el líquido elemental de la vida “el agua”, para el pueblo boliviano y marcó el inicio de una lucha férrea por la recuperación de los recursos naturales.

El documento refiere que el 3 de octubre de 1997 a finales de una década marcada por la acentuada imposición de políticas neoliberales, se funda FEDECOR, con la unión de tres grandes organizaciones de regantes: La Asociación de Sistemas de Riego Tiquipaya Colcapirhua (ASIRITIC); la Asociación de Regantes Apaga Punata (ARAP) y los regantes de Punata.

La Federación Departamental Cochabambina de Organizaciones Regantes desde el momento de su constitución, ha jugado un rol muy importante en la defensa de los usos y costumbres, garantizándose por su capacidad propositiva, sus constantes prácticas de discusión y capacitación interna en cada una de sus organizaciones afiliadas, visibilizada durante la participación de los regantes en la Guerra del Agua entre octubre de 1999 hasta abril de 2000.

Los regantes de Cochabamba fueron la vanguardia de las movilizaciones de la histórica “Guerra del Agua” entre octubre 1999 hasta a abril de 2000. Mediante la cual se derrotó a uno de los representantes más importantes del neoliberalismo en nuestro país.

Las movilizaciones de bases y los primeros bloqueos campesinos surgen a comienzos de noviembre de 1999, el 12 del mismo mes se convoca a una reunión en la sede de la FEDECOR con las organizaciones sociales de la ciudad de Cochabamba, donde se funda la Coordinadora de la Defensa del Agua para la Vida.

Asimismo el documento refiere que desde un punto de vista sociopolítico, la Guerra del Agua es el punto de inflexión en la historia, que marca el quebrantamiento de las cadenas opresoras que sujetaban las relaciones entre campesinos y gobierno. Con la victoria de la lucha por el agua como recurso natural y público, la coordinadora demuestra que sí era posible vencer a las políticas privatizadoras de los partidos neoliberales impulsados por las transnacionales, países e instituciones conservadores.

Es así que la guerra del agua pasa a ser un ejemplo mundial de una victoria favorable para los más desposeídos y frecuentemente citada como un suceso emblemático transfronterizo.

///AME///

Comparte en Redes: