26 Jun, 2017 | 21:47
Escudo

Senador Aguilar: “No permitiremos que la Empresa CONVISA haga quedar mal al presidente”

Prensa Senado

Anuncia procesos penales en contra de la empresa a cargo de la construcción del Aeropuerto de Alcantari

 

El senador chuquisaqueño Omar Aguilar anunció este lunes que se iniciará un proceso penal contra la empresa Construcciones Viales e Hidráulicas S.A. (CONVISA), encargada de la construcción del aeropuerto Alcantarí, debido a que la cubierta de esta terminal aérea presenta falencias y mal estado,  producto de ello un obrero cayó desde el techo provocándole lesiones severas.

“No es justo que el presidente Evo Morales garantice recursos para el departamento de Chuquisaca y que las empresas constructoras no hagan bien su trabajo haciéndonos quedar mal (…) a las empresas que quieran hacer trabajos en esta región del país, que piensen dos veces antes de venir a Chuquisaca, porque si no hacen un buen trabajo van a tener que asumir las consecuencia de los procesos”, manifestó el legislador.

Aguilar señaló que la demanda será presentada en los próximos días en coordinación con el Comité Cívico de Intereses de Chuquisaca y que además solicitará al Colegio de Arquitectos y a la Sociedad de Ingenieros de Bolivia acompañarlos en una visita para hacer una inspección principalmente de la cobertura (techo) del aeropuerto de Alcantari.

“No podemos permitir que sucedan más accidentes como el último en el que cayó un obrero,  gracias a dios está fuera de peligro, pero también existen otros factores que preocupan,  como la falta de elementos de seguridad para que estas personas trabajen (…) ya basta de que estas empresas  no cumplan con las especificaciones técnicas que establecen los términos de referencia, así como los plazos”, señaló Aguilar 

El pasado mes de septiembre, una fuerte lluvia con granizo desveló la deficiente cubierta colocada en el aeropuerto que provocó chorreras y goteras al interior de la cubierta.

La pasada semana, un albañil que realizaba trabajos de reparación en el entretecho cayó desde una altura aproximada de diez metros, hecho que reabrió el debate de la calidad de material utilizado en la terminal aérea.

 

 

Comparte en Redes: